Más allá de lo que se pueda escribir o comentar, WWE siempre va a tener consideración por Reigns y es algo que no va a cambiar. Este push (muy injusto, por cierto) ha venido dándose por años y es probable que continúe a lo largo del tiempo, a pesar de la molestia de los fans.

En este momento Roman se encuentra en un feudo con Strowman, viéndose las caras en Fastlane el próximo mes. Luego de ello, parece que Roman entraría en un enfrentamiento ante The Undertaker, o, en su defecto, continuar el feudo con Braun. Según The Wrestling Observer Newsletter y Wrestling Inc, recientemente se han confirmado que la pelea donde intervenga Roman en Wrestlemania 33 será uno de los Main events.

Pero, luego de ello, ¿Qué más hay para Reigns? Imaginar no cuesta nada, así que propongo en este artículo, cuatro oponentes de ensueño para Roman

Samoa Joe:

En el caso de Joe (quizá el menos fantasioso), el combate podría resultar un poco más viable, al igual que una frente a The Undertaker. Joe ya está en el roster principal de RAW, como el protector de Triple H. Ante ello, Reigns podría tener un feudo ante Joe de manera directa, sin mediar cruces entre marcas. Reigns mantendría su imagen de Baby face y Joe como Heel. Obviamente, esto podría darse luego de Wrestlemania.

The Undertaker

The Undertaker también podría ser un combate importantísimo para la carrera de Roman. Ya hay habladurías de un posible combate para Wrestlemania 33. Recordemos que Reigns elimino a The Undertaker en Royal Rumble, por lo que el enterrador lo tendría en la mira.

John Cena / The Rock:

Por último y en las dos opciones menos viables, esta John Cena y The Rock. En el primer caso, Cena parece tener el tiempo contado en WWE puesto que se tomaría un tiempo libre. Aun así, tanto ante Cena o ante The Rock, Reigns tendría que tener un Heel Turn. Los dos oponentes son face por excelencia, Cena desde a casi una década y The Rock por más de dos décadas ha tenido el apoyo de la fanaticada. En el caso de una pelea de ensueño ante Dwayne, habría muchas cosas por trabajar. Primero, que esto tendría que ser armado con anticipación y sobretodo, que encaje dentro del itinerario de Dwayne.

Todos los combates mencionados serian interesantes y provechosos para la carrera de Reigns. Como WWE ya nos dejó en claro, las chances están allí, solo es cuestión de planear, dirigir y ejecutar.