Algo que caracteriza a las superestrellas de WWE es su humanidad y el siempre estar al pendiente de sus fans. En esta ocasión, ha salido a la luz una carta de un padre de un pequeño fan de AJ Styles, a quien agradece de todo corazón.

La carta dice lo siguiente:

Querido AJ Styles. No se si este mensaje finalmente le llegará. Pensaba escribirlo junto a mi hijo, pero ya no podremos hacerlo. Aun así yo le escribo porque le debo a mi hijo el comunicarle lo importante que fue para él una foto que se tomaron en el aeropuerto.

El mes pasado mi mujer y yo compramos entradas de WWE para Nicky, pero pocas horas después falleció la madre de mi mujer, la abuela de Nicky. Nuestro hijo estaba muy contento por poder ver luchar a John Cena, Dean Ambrose y a ti. A pesar del revés entendió la sutuación y le regaló las entradas a un amigo para poder ir al entierro de su abuela.

Nicky tenía síndrome de hiperactividad, por lo que cuando le gustaba algo se concentraba mucho en ello. Era un gran fan de WWE. Desde que abrió los ojos por primera vez fue un enamorado de la lucha libre. Siempre estaba jugando con sus muñecos, con el videojuego en la XBox o viendo vídeos de wrestling en el ordenador.

Volviendo al tema, el 26 de Diciembre, tras varios problemas con el avión y tras tener que esperar en el aeropuerto de Newark mi hijo vio de lejos a Dolph Ziggler. Dolph llevaba auriculares y no pudo oírlo. Más tarde Nicky dijo: “Mira mamá, es AJ Styles!!”.

Te acercaste y le dijiste “Qué pasa amigo, voy a tomar un vuelo para Chicago para un show”. Cuando mi esposa le explicó que tomaríamos un vuelo para el funeral de la abuela de Nicky te paraste en seco y dijiste ven aquí chico, ¿Alguien tiene una cámara?. Recordarás que en ese momento me golpeó un carrito de golf y estoy seguro de que eso lo hizo la abuela desde el cielo.

El 26 de Enero, un mes después, la tragedia golpeó de nuevo a la familia.

El pequeño Nicky sufrió un accidente que lo dejó en estado de muerte cerebral. Nicky siempre trató de ayudar a los demás en vida, por lo que hemos decidido donar sus órganos. Íbamos a escribir esto juntos, pero no pudimos. Me veo obligado a hacerlo por él. Te quería dar las gracias personalmente por hacerle a Nicky un regalo tan especial.

Mi familia te lo quiere agradecer. Pudiste haber pasado de largo, pero te paraste a atendernos. Te detuviste para hacer feliz a mi hijo y esto ha sido una de las cosas más grandes para él. No se si esto te va a llegar pero le prometí a mi hijo que lo intentaría.

Gracias de nuevo”.

 

A través de su cuenta de Twitter, AJ Styles confirmó la veracidad de la noticia y escribió:

“No es lo que haces dentro del ring, sino lo que haces fuera. Doy gracias por ese momento con Nicky”.

Cuando esta carta le llegó a Styles, el luchador le llamó a la familia de Nicky, quien falleció horas después. El funeral fue pagado por los fans de WWE mediante un crowfounding, en donde se logró recaudar más de 34.000$ en dos días.